"No necesito cosas como los amigos..."

No es que no valore a las personas que hay junto a mí, y por supuesto a mis amigas que he hecho dentro del propio lolita, pero a veces siento que he perdido el ímpetu de vivir el lolita por mí misma. He pasado tantos años compartiendo el lolita con una mejor amiga que pienso que me he "malacostumbrado" a esperar; a no hacer las cosas que deseo por pensar "no es el momento" o "en la próxima quedada".

"Una doncella no necesita cosas como los amigos. Estas damiselas son sublimes y distantes, es su naturaleza. En muchas historias los héroes masculinos forman pandillas y realizan sus actividades en grupo, pero… ¿que ocurrió con ellos al final? Aquellos 15 niños que tenían que estar juntos para siempre…¿qué ha sido de ellos ahora? Ahora son adultos.
Pero las doncellas son diferentes. Mirad… Alicia se enfrentó a los peligros del País de las Maravillas en soledad, y Anju ayudó a su hermano a fugarse de los bandidos, a travesando las montañas y allí mismo fue abandonada. Y pensad en Meg, aquella que siempre estaba cantando a pesar de vivir siempre sola.
Estos personajes son incomparables, y por eso las doncellas no necesitan compañía alguna."
Quedar y compartir sitios preciosos y comidas ricas está bien pero, ¿Qué pasa si me apetece hacerlo un día porque sí y punto? Antes lo hubiera hecho; ahora propongo, y espero y desespero al final. 
Y lo gracioso es que soy de esa gente que piensa firmemente que no es necesario que ocurra un "algo" especial para hacer que un día sea diferente, o para hacer lo que nos gusta.

"Hay ángeles que usan elegantes vestidos y tocan el tamborilete,
pero también hay ángeles que usan armaduras y portan espadas y su trabajo es luchar."

 (Pero ¿Qué pasa cuando los ángeles se cansan de luchar?)

Cuando un día quiero vestir "extravagante" (según los estúpidos cánones de nuestra sociedad) lo primero que me anima o me frena es ¿Seré capaz hoy de lidiar con las demás personas? Y es del todo frustrante, no es que me preocupe la opinión del vulgo, nunca lo ha hecho ni lo hará, pero exponerme a las personas resulta una tarea con mayúsculas. Es estresante, me produce ansiedad, ira y odio y detesto las cosas negativas porque no me hacen ningún bien. Si siento que ése día voy a poder llenarme de paciencia me digo "adelante". Si no, soy infeliz.

"Éstas son las preciosas ropas de batalla, las pocas elegidas para luchar contra muchos que carecen de la energía para ver sueños.
Te verán, y te calificarán como un evadido que rechaza la realidad de convertirse en un adulto."

Posiblemente mi problema radica en el hecho de haber empezado a hacerme adulta en el mal sentido, en el de los que dejan atrás los sueños y creen que ya no pueden hacer cosas porque "no es adecuado". Me gustaría volver a una especie de "infancia mejorada", en la que recuperar mi yo antiguo que era capaz de hacer cualquier cosa y le resbalaba todo, quiero traerme de vuelta junto a mi yo de ahora que sabe algo más de la vida.
Creo recordar que fué Magda quien dijo una vez en su facebook que hoy en día resulta más fácil ponerse un modelito para una foto en las redes sociales que salir a la calle a diario a batallar con la intolerancia; y como estoy totalmente de acuerdo y me joroba enormemente el estado en el que me encuentro me he propuesto una terapia de choque.
Necesito llevar mis pintas; las que me apetezcan ese día, por mí, simple y llanamente soy una egoísta a éste respecto y no me importa. No quiero que me importe.

El señor Arthur E. Waite dice muy sabiamente en su libro Lamps of western mysticism (ése que llevo leyendo casi tres años y aún no he acabado) que el odio sólo puede combatirse llenándose de amor, ya que éste sentimiento al encontrarse dentro de dios y de nosotros a la vez nos acerca a la divinidad; y tanto para fortalecer el amor (hacia mí misma y hacia los demás) como para volver a mi estado natural de pasotismo debo exponerme al mundo y a ése odio e intolerancia. Primero porque como ya he dicho lo necesito para no sentirme frustrada y segundo porque quiero (y punto xD).

Quiero a mis amigos, les aprecio y estoy con ellos porque me apetece cuando me apetece; no necesito amigos, ni un grupo de lolitas en el que respaldarme cuando quiera hacer algo.

"¡Cose blondas sobre el dobladillo de tu corazón!
¡Pon una tiara encima de tu alma!
Ten orgullo."

Just another fucking lolita wedding

Porque es así, insto a estudiar científicamente el impulso ridículo que siente tode quien se casa en lolita de pregonarlo a los cuatro vientos xD

Pero bueno, más que enseñar trapitos quería hablar un poco de cómo ha sido mi experiencia.
En general no me he puesto nerviosa, y cuando lo he hecho ha sido más por las cosas que teníamos que hacer (de preparar el campo y eso) que por lo que es la boda en sí.

Sinceramente, la verdad es que me esperaba algo mucho más "woow" alucinante y para la posteridad, y al final ha sido un día como otro cualquiera. También es comprensible ya que poquito a poco han ido metiendo las narices y he tenido que ir cediendo cosas, todo para que estuviera a gusto del consumidor (si queréis un consejo: casáos con un huérfano xDD o al menos con alguien cuyos padres sepan respetar sus decisiones).

Afortunadamente hubo personas presentes que me animaron y si bien como digo no fué el día sonado que yo me esperaba, tampoco estuvo mal :P

 (Yo y mis cosas, que me encorseté con ganas y ahora no me podía doblar para ponerme los zapatos xDD, suerte que estaba mi ma)

Nos ocurrió una cosa, no sé si llamarla graciosa, la dejaremos en curiosa, y es que el Señor Juez que nos casó estaba manco y no nos dimos cuenta hasta después en los vídeos O.o; yo le fuí a ayudar un par de veces a darle la vuelta a los papeles pero claro, no se me ocurrió pensar en por qué no usaba la otra mano. Eso sí, fueron muy simpáticos en todo momento :)

(Eso es mi cara de: "Sr. Juez, no estoy conforme con un par de cláusulas del contrato de matrimonio" xD)

La ventaja de hacer la fiesta en la propia casa es poder quedarse hasta la hora que se quiera, eso sí.

Llevaba algo nuevo, algo viejo, algo prestado y algo azul como dice la tradición, aunque ya me conocéis y es casi todo hecho, menos los zapatos (que son de flamenca :3).

Y ahora sí, a lo del vestido :P. La tela la tenía ahí desde hace al menos tres años y casi desde el principio ya sabía que me iba a hacer algo así.


De éstos dos saqué la inspiración general, del primero sobre todo el usar la "pedrería" (por llamarlo de alguna manera) y los puntos de colocación. El segundo lo iba buscando específicamente, ya que había hecho ya el diseño con el encaje fruncido en el pecho que se sale de la pieza de pecho que llevaban en aquella época. Éste vestido sin embargo es así porque fué modificado casi un siglo después para adaptarse al busto mayor de otra persona (y a los gustos estéticos de la época, por supuesto).

El resultado me ha gustado mucho, quitando mi habitual pelea con las cinturillas en pico (que por otra parte mejor para mí, así teniendo la falda separada es más fiel a los originales y además puedo usar la falda por separado) y las mangas que las tuve que hacer un par de veces hasta que dí con la forma adecuada no me ha dado mucho problema.
Como siempre, el diseño lo he subido a mi deviantart, y además teniendo en cuenta la "complejidad" (y lo pongo entre comillas porque para mí sí es una cosa con mucho detalle) de la prenda he subido también algunas otras más de cerca, que si queréis podéis ver aquí (en la descripción están los otros enlaces).

52 Challenge: "Tres cosas que me gustaría que me hubiesen dicho cuando empecé el lolita" y "Qué pensé cuando conseguí mi primera prenda"

15.Tres cosas que me gustaría que me hubiesen dicho cuando empecé el lolita
    1-No de todo se puede hacer un vestido
    2-No todas las lolitas sólo por serlo van a ser tus amigas o querer quedar si van a tu ciudad.
    3-Deja los calentadores para los visuals, por favor xD.

35.Qué pensé cuando conseguí mi primera prenda lolita
Ya he mencionado en varias entradas cual fué mi primer vestido plenamente lolita, para conseguir ésta réplica de Mary Magdalene la verdad es que arriesgué bastante y compré en una tienda de eBay de la que no tenía referencia alguna (aunque su feedback era bueno y en aquella época vivíamos salvajemente :P).
Lo primero que pensé cuando llegó es que me había confundido al medirme el largo de torso; con los años me dí cuenta de que no es que yo me confundiese si no que la amplitud de falda debía empezar más arriba de lo que la pusieron.

Aparte de eso la verdad es que estaba muy contenta ya que el vestido venía con un petti de regalo (una desgracia de petti con sólo dos capas de tul, pero como se suele decir It's free además a lo largo del tiempo me ha servido para ir juntándolo con más capas de tul y hacer un petti medio decente para cosas más casual).
Hago éste reto a modo de despedida ya que, después de 9 años en el último lavado no lo han salvado ni las toallitas atrapacolor. Se ha hecho un cacao, se ha desteñido toda la parte de atrás y se ha teñido el encaje de rojo, y hay que liar mucho para poder teñirlo de nuevo así que no sé si lo haré o qué demonios.
Bye bye TT^TT